El marketing de contenidos permite enganchar a la audiencia a largo plazo, un vínculo que se refuerza con inteligencia artificial.

El marketing de contenidos está en constante evolución. Las marcas saben que es la mejor forma de llegar a su audiencia objetivo a través de contenido de valor que responde a lo que la audiencia busca, que no usa un tono publicitario y que, al contrario, resuelve dudas y aporta conocimiento y herramientas.

Los profesionales del mercadeo se esfuerzan por conocer mejor a su target para producir contenido relevante y valioso que responda a sus inquietudes. Por ello el contenido es más completo y personalizado. De acuerdo con un estudio de OneSpot, un software de personalización de content marketing, 45% de los consumidores no invertiría su tiempo en contenido de marca que no resulte relevante para sus intereses y 42% tendría menos interés en los productos y servicios de una marca si el contenido que ofrece no es relevante y personalizado.

Estas cifras muestran que los clientes esperan y demandan una experiencia personalizada de parte de sus marcas, una de las tendencias a las que el marketing de contenidos ha tenido que responder y que, afortunadamente, ahora puede hacer con mayor precisión y rapidez gracias a un nuevo aliado: la inteligencia artificial (IA).

Antes de comenzar a explicar cómo la IA ayuda a la industria del marketing de contenidos, es necesario definirla y hablar de sus capacidades. Según la Enciclopedia de Tecnología (Techopedia), la IA es “un área de la informática que enfatiza la creación de máquinas inteligentes para simular procesos de inteligencia humana”. Estas máquinas aprenden de los datos y utilizan ese conocimiento para realizar tareas propias de los humanos, como reconocimiento de voz, planificación y solución de problemas.

La IA aplicada al marketing de contenidos permite analizar los datos de los usuarios para conocer y dar sentido a sus intenciones. Por ejemplo, ayuda a comprender qué tipo de contenido es atractivo para una audiencia en específico, y cuál es el canal de su preferencia, además de dar señales de dónde se encuentran los clientes objetivos y potenciales, porque toma en cuenta las interacciones pasadas, la demografía, los dispositivos y otras estadísticas.

En pocas palabras, con herramientas de inteligencia artificial las empresas pueden conocer en segundos cuáles son los contenidos a los que la audiencia le presta mayor interés y, a partir de allí, reorientar su estrategia para ofrecer contenido inteligente, relevante y útil, para aumentar el engagement. La IA también apoya en las tareas relacionadas con escritura, edición, identificación de palabras claves y SEO, entre muchas otras.

¿De qué forma se puede aplicar la inteligencia artificial al marketing de contenidos?

1. Creación de contenido relevante y personalizado. Mediante el análisis de datos que proporciona la IA se puede conocer qué busca el público objetivo y de allí seleccionar y crear contenido relevante que responda a sus preguntas o necesidades. Ello mejora la relación de las marcas con los clientes y, a su vez, aumenta el número de conversiones.

2. Ejecución y automatización de tareas de marketing de contenidos. La IA no solo sirve para analizar grandes datos, sino que también pone a disposición herramientas que ayudan a filtrar, descubrir y hacer las tareas con mayor rapidez.

  • Redacción de contenidos. Con la inteligencia artificial es posible crear y redactar automáticamente piezas, no necesariamente para artículos, sino para reportes, insights o textos breves. Quill, por ejemplo, es un sistema inteligente que ayuda a marcas como MasterCard y Deloitte a convertir datos en piezas narrativas.
  • Monitoreo de la competencia e ideas para crear nuevo contenido. La startup Crayon analiza los datos de los competidores e identifica los contenidos que abordan. Así se podrá tratar automáticamente temas que la competencia no ha tocado, y mejorar los puntos débiles o las falencias de lo que sí ha abordado. Hubspot Content Strategy, DrumUp y Feedly ayudan a encontrar temas relevantes para una marca y su mercado.
  • Segmentación. Con el software ContentAI, las empresas pueden mejorar la segmentación de contenidos. Este programa identifica los contenidos con mejor desempeño y mejor conversión, y los segmentos de usuarios que no se han impactado adecuadamente. Además, ofrece recomendaciones o predicciones sobre las próximas piezas. Una alternativa es el programa OneSpot.
  • SEO/Keywords. RankBrain encuentra lo que se buscaba y que quizá no se encontró porque no se emplearon las palabras exactas. Su función es asociar el historial de búsquedas con temáticas similares, mediante keywords y frases para dar resultados más precisos.
  • Curación de contenido. Sistemas como Scoop.it fortalecen el proceso de selección de contenido, pues analizan los sentimientos de la audiencia respecto a ciertos temas y nichos de mercado que pueden despertar su interés.

Estos son solo ejemplos de cómo muchas de estas tareas, manuales y repetitivas, pueden automatizarse con herramientas de marketing que emplean IA para planificar, optimizar, personalizar, promover, medir y analizar el contenido y su rendimiento.

3. Entendimiento de la audiencia y su enganche con el contenido. Con la ayuda de la IA es posible determinar el contenido óptimo para un público determinado, descubrir las características que hacen que ese contenido sea exitoso y mostrar a las marcas acciones concretas para optimizar su contenido. Además, se aplican modelos de predictibilidad capaces de determinar cuán buena en términos de engagement va a ser una pieza antes de publicarse.

En esa labor nos encontramos en Castleberry Media, a través de un algoritmo propio medimos el CEI® Content Engagement Index, o nivel del enganche del contenido de la marca, y generamos acciones específicas y medibles para mejorarlo. Esto permite el mejoramiento permanente de los contenidos, un mayor nivel de enganche de la audiencia, y un mejor aprovechamiento de la inversión.

4. Apoyo en la planificación de contenido. Es común que una vez resuelto qué tipo de contenido crear, no se esté seguro de cuál es el formato que encaja bien con la audiencia (un artículo, un video o una infografía, por ejemplo). La inteligencia artificial puede reducir el tiempo empleado en planear el contenido al examinar qué buscan los clientes y evaluar qué contenido producido anteriormente fue exitoso. De igual forma permite predecir qué formas de contenido están a punto de ser tendencia.

5. Descubrimiento de información oculta. Los programas de inteligencia artificial, como IBM Watson Explorer Deep Analytics Edition (WEXDAE), usan aprendizaje automático y procesamiento en lenguaje natural (NLP) para identificar la información oculta en los datos. Para lograrlo escanean fuentes internas y externas, como páginas web, redes sociales o noticias, entre otras. Ese, sin embargo, es solo uno de sus usos, porque también sirven para optimizar los esfuerzos de la estrategia de marketing de contenidos. Si la marca sabe lo que piensan sus consumidores sobre ella, puede ofrecerles el contenido que mejor se adapta a sus intereses.

6. Empleo de chatbots. El marketing de contenidos puede usar chatbots para enviar contenido a los usuarios que inicien una interacción. A su vez, es una plataforma ideal para aquellos que quieran hacer una consulta, deseen completar un formulario para recibir contenido personalizado o buscan obtener respuesta en tiempo real. Los algoritmos están preparados para dar relevancia al contenido que inspire algún interés entre los usuarios.

La inteligencia artificial tiene un papel importante en la búsqueda y el análisis de los datos que revelan y dan forma a las intenciones de los lectores. De esa forma, los profesionales del marketing de contenidos pueden, sin temor a equivocarse, conectar y crear contenido de calidad. A su vez, hace que los procesos sean más efectivos frente al recargo masivo de tareas.

Un reporte de la empresa estadounidense de software Salesforce afirma que 51% de los profesionales del mercadeo usa con regularidad herramientas de IA, mientras que 27% considera adoptarlas antes de que finalice 2019. ¡Es momento de adoptar la inteligencia artificial en su estrategia de marketing de contenidos para seguir siendo relevante y continuar atrayendo a la audiencia de una manera significativa y rentable!

Para mas información acerca de cómo mejorar el enganche de su contenido con herramientas de Inteligencia Artificial comuníquese con nosotros.

Manténgase actualizado con nuestro newsletter

¿Quiere contratar nuestros servicios? Contáctenos